La mejor forma de contar con la admiración de los demás es siendo humilde, escala para ti y veras la luz.

.

.

lunes, 11 de noviembre de 2013

El Pico de la Miel - Suroeste - 1ª Parte


Las primeras vías que hice en la Cabrera datan de 1976, por aquel entonces la oferta no era tan amplia como ahora, todavía el musgo se apreciaba en toda la pared, seria por el año 1982 cuando se empezaron a abrir o equipar un buen numero de vías y poco a poco La Cabrera se convirtió en centro neurálgico de la escalada Madrileña.

En Mayo del 82 vi una línea en pleno centro del pico de la miel que me atraía bastante, así que comencé a abrir una vía a la izquierda de la piloto junto a un árbol muy grande  que tapona un pequeño diedro, en este largo no metí ningún buril protegiéndolo solo con fisureros y un clavo, así llegue a montar una reunión justo a la izquierda del primer árbol de la piloto, el segundo largo se preveía algo más que interesante y salí a por él, creo que fue cuando metí el primer buril cuando me di cuenta que abriendo desde abajo iba a tener que poner más buriles de los que me gustaría que tuviese esa placa tan extraordinaria, así que decidí equipar ese largo desde arriba, luego continuamos abriendo desde abajo 2 largos mas, terminando el equipamiento del último también desde arriba,  así nació el 02/05/1982 la vía Doble Cero, la vía fue un referente durante bastante tiempo.

La vía fue reequipada por la comisión de reequipamientos de la Federación Madrileña  y en algún punto no sigue la línea original y creo que las reuniones tampoco, aunque sigue siendo una vía notable. 



Hartos estábamos de bajar andando del pico después de escalar y tuvieron que pasar casi 30 años para que me fijase  que en la parte Suroeste del pico había pared con posibilidades de apertura, nos decidimos por explorar la zona así dimos con la gran repisa que corta a la mitad el pico de la miel en esa zona, en ese momento lo tuve más que claro,  había trabajo por hacer.

Decidimos equipar, la labor de limpieza que hicimos fue algo más que importante, nos hicimos con algunos útiles especiales para limpiar algunas fisuras, de ellas sacamos tierra para llenar sacos y sacos, no sé cuantos cepillos llegamos a gastar, en fin, el caso es que mereció mucho la pena y así nacieron las 3 primeras:


Pacto con el Diablo

Chupacabras

Los Murcielagos


Pacto con el Diablo fue la primera, además sube a una punta que bautice con el nombre de Punta Lucifer, en concordancia con el nombre de la vía, es una aguja algo separada del pico y eso me dio la idea, el nombre de la vía se debe a una broma que me gastaban bastantes veces mis amigos cuando les recordaba mi edad, entonces me decían que había hecho un pacto con el diablo.

Ya en la primera repetición después del equipamiento mi gran amigo y coparticipe de todo el asunto Angel Vicente Mateo encadenó el largo más difícil que comporta unos pasos realmente curiosos.

De la cumbre se puede destrepar pero aquel día el descenso lo hicimos saltando de la aguja al pico, no es que sea una hazaña, peroooo….podéis probar y ya me contareis. 

Seguidamente y según equipamos la primera vía, ya veíamos por donde podía ir otra, manos a la obra, traje de faena y al lio.

Así nace Chupacabras, nombre que le di por tener algo de tenebroso, como el diablo.

Esta vía nos gusto muchísimo, puede ser de las mejoras de la zona, aunque creo que todas son buenas, lastima de la gran repisa que corta todas las vías.

Según equipábamos las vías ya iba viendo mas y mas posibilidades, eso solo significaba una cosa, mas y mas trabajo, pero trabajo que realizábamos con ilusión, y así comenzamos la vía de los Murcielagos.

Esta vía significó algo especial por varios motivos, el planteamiento que le di fue el querer que la vía tuviese  algo de artificial, en el Pico escasean este tipo de vías, pienso que muchos escaladores desconocen este tipo de escalada y yo quería que por lo menos hubiese una vía que te de la oportunidad de practicar con los estribos.

Aun a pesar de que todo el mundo piensa con pasarlo todo en libre, qué duda cabe que la escalada artificial existe y se mantiene en un sitio muy respetable, sobre todo en grandes paredes.

Especial también es su nombre, está dedicado al grupo al que pertenecí desde su creación hasta su dispersión,  los Murciélagos, grupo de escaladores que en los años 80 plantábamos nuestra firma en muchas escaladas y aperturas.

Por aquel entonces había varios grupos famosos por toda España, los más conocidos los UBSA de Madrid,  los Piratas Catalanes etc…..


La vía al final está concebida para poder practicar el “Artifo” sin dejar de lado la escalada libre, es una vía larga y muy muy variada.

Esta es la pequeña historia de cómo comenzamos el equipamiento de vías en esta cara del Pico de la Miel. 

El tema de nombres satánicos, es bastante recurrente en la montaña, así tenemos por ejemplo los Picos del Infierno y Cresta del Diablo en Pirineos, las Aiguilles du Diable en los Alpes etc….
Aquí tengo una foto de no muy buena calidad, seguramente tiene unos 30 años, en ella no se pueden ver las líneas blancas que hoy en día marcan los itinerarios en los que se ha limpiado el musgo.



La única foto que tengo de aquella época en el Pico, en el primer largo de la Ezequiel.





Linea de la Doble Cero.





Croquis original, con material y graduación de la Doble Cero.





Detalle del primer largo que casi nadie hace actualmente.







En la primera repetición de Pacto con el Diablo, en esta ocasión hice de reportero grafico.

Aquí en el primer largo después de la fisura característica.




Segundo largo, en el paso que marca la dificultad de este.




El tercer largo es una travesia a la izquierda que se hace andando hasta colocarnos en la siguiente reunión.

Aquí en el cuarto largo que discurre por un lomo muy bonito y asequible.







Quinto largo, el mas difícil de la via si se encadena en libre, aunque existe la posibilidad de hacer A1, es el largo que llega a la cumbre de la Punta Lucifer.





Detalle del salto para bajar de la cumbre, no es obligatorio, pero os recomiendo que lo probéis.








Esta imagen fue la que me animó a bautizar la Aguja, verdaderamente creo que se lo merece.


La Punta Lucifer.



Croquis actualizados de las vías.




2 comentarios:

  1. Hola Wimbor. Me ha hecho gracia saber de donde salen algunos nombres de las vías, como la del Pacto con el diablo... la verdad es que no se te vé ni una cana, je, je, je. Bromas aparte, me parece una entrada muy interesante, especialmente para los que nos gusta el Pico de la Miel, aunque te tengo que confesar que el sector suroeste no lo tengo muy trillado, porque por las dificultades normalmente me quedan un poco grandes. Saludos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javier…..tienes razon ni una cana…jajaja, como se suele decir la procesión va por dentro, aunque con ayuda del pacto todavía me queda mucha guerra que dar, o eso espero.
      Animate a escalar en estas vías, que no te desanimen los grados, las vías no son obligadas y son bastante seguras, como el resto de las del pico, prueba y veras.
      Saludos Javi

      Eliminar